Las miodesopsias o moscas volantes, esos cuerpos que flotan en nuestros ojos

¿Qué son las moscas volantes y por qué aparecen?

Estas son unas de las preguntas más frecuentes que recibimos a diario. Para quien no haya oído hablar de ellas, las moscas volantes, también conocidas como miodesopsias o cuerpos flotantes constituyen manchas en la visión.

Son como una especie de manchas, telarañas o hilos grises y negros que aparecen en el campo de visión cuando mueves los ojos y desparecen cuando fijas la mirada.

Suelen aparecer con la edad y surgen por condensaciones de las fibras de colágeno que se forman en el líquido gelatinoso transparente que rellena el globo ocular (vítreo). Estas fibras se aglutinan y con el paso de la luz pueden proyectar sombras sobre la retina. A esas sombras se denominan moscas volantes.

Síntomas de las moscas volantes

Los síntomas más frecuentes de moscas volantes oculares son:

  • Manchas en la visión: aparecen como motas o hilos de material flotante, se mueven cuando mueves los ojos y se van cuando intentas verlas. Son más evidentes cuando miras un fondo liso y con mucha luz de fondo.
  • Visión de luces intermitentes o vetas luminosas.

Causas de esta patología

La miodesopsia aparece debido al envejecimiento y por algunas enfermedades y afecciones importantes:

  • Envejecimiento: Con la edad, el vítreo (la sustancia gelatinosa que rellena el globo ocular) se va alejando de la superficie interior del ojo y este empieza a contraerse y a encogerse, formando aglomeraciones. Estos restos tapan la luz que atraviesa el ojo, proyectando sombras muy pequeñas en la retina.
  • Inflamación superior del ojo: Llamada uveítis posterior porque afecta a las capas de la úvea posterior del ojo. Puede provocar la liberación de restos inflamatorios en el vítreo, originando moscas volantes.
  • Desgarro de la retina: Se produce cuando la contracción del vítreo tira de la retina con fuerzas para romperla. Si se deja y no se trata, puede provocar el desprendimiento de la retina y, a su vez si esta no se trata, puede provocar ceguera.
  • Sangrado ocular: Esto puede deberse a enfermedades y afecciones como la retinopatía diabética y la hipertensión.
  • Cirugía y medicamentos: Algunas cirugías en el vítreo integran burbujas de aceite de silicona que pueden verse como moscas volantes. Y además, hay algunos medicamentos que se inyectan en el vítreo y pueden formar burbujas de aire

Factores de riesgo

Los riesgos más comunes que aumentan el riesgo de padecer moscas volantes son:

  • Miopía.
  • Tener más de 50 años.
  • Retinopatía diabética.
  • Inflamaciones.
  • Complicaciones de cirugía de cataratas.
  • Golpes en el ojo.
  • Tratamiento y prevención

Cuando en ocasiones la retina está afectada por las alteraciones del vítreo, el tratamiento con láser es el más indicado para reparar las zonas dañadas de la retina y prevenir desprendimientos.

No obstante, no existe ningún tratamiento que elimine definitivamente las miodesopsias. Pero en los tipos más avanzados, donde resulta incómodo realizar ciertas actividades cotidianas y llega a afectar a la salud psicológica del paciente, existe un tratamiento quirúrgico intraocular llamado vitrectomía.

Esta consiste en sacar el gel vítreo con condensaciones y reponerlo con una solución salina fisiológica transparente. Resulta muy efectiva, el paciente no necesita puntos y se realiza con anestesia local. Aunque no conlleva riesgos, solo se recomienda a aquellos que se encuentran incapacitados para realizar actividades normales, como leer o conducir.

Es cierto que en la mayoría de los casos, las moscas volantes oculares no afecta gravemente a la visión. Al principio, el paciente se puede sentir angustiado porque las manchas aparecen y desaparecen dependiendo de la iluminación. Pero con el tiempo, todo el mundo suele adaptarse a estas sombras sin llegar a molestarle.

Sin embargo, cuando las manchas son muy densas y no se mueven, provocan visión borrosa molesta. En estos casos, es recomendable que acudas a tu oftalmólogo y valore el mejor tratamiento para tu salud ocular. Y si tienes más dudas al respecto puedes dejarnos tus comentarios aquí, en las redes sociales o en el canal de YouTube.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *